El Departamento del Tesoro de Estados Unidos incluyó en la lista de la Oficina para el Control de Bienes de Extranjeros (OFAC) al cantante Julión Álvarez y al futbolista Rafael Márquez luego de relacionarnos con las actividades delictivas del narcotraficante Raúl Flores.

Al caer en la lista de la OFAC, ningún ciudadano o institución bancaria de Estados Unidos puede hacer transacciones económicas con aquellas personas o empresas enlistadas, por lo cual los mexicanos quedaron vetados en el país del norte.

¿QUIÉN LOS MENCIONÓ?

 

“El Tío”, Raúl Flores Hernández, fue detenido el 20 de julio pasado en el municipio de Zapopan, Jalisco por la PGR y es requerido por la Corte Federal de Columbia en Estados Unidos, por el delito de asociación delictiva por distribuir toneladas de cocaína en esa nación.

Flores Hernández, fue quien mencionó a Julión Álvarez y Rafa Márquez entre una lista de 22 presuntos testaferros del supuesto narcotraficante, informó el gobierno federal.

La lista de 22 presuntos testaferros, son acusados de haber blanqueado activos a través de la adquisición de empresas del ramo de deportes, recreación, salud, rehabilitación, restaurnates y bares, propiedad de Flores.

Estos son algunas de las consecuencias a las que se enfrentarán a partir de hoy Rafael Márquez y Julión Álvarez:

Primeramente sus cuentas bancarias en Estados Unidos quedarán congeladas, casas confiscadas; visa y entrada al país del norte denegada. Sin acceso comercial con ninguna empresa o ciudadano norteamericano.

Particularmente para Julión representa la cancelación de cualquier presentación en el país del norte y no poder obtener regalías por parte de empresas de streaming como Spotify o Itunes. Además de que sus empresas Noryban Productions, Ticket Boleto o JCAM editora musical, quedan fuera de cualquier negocio.

Julión Álvarez no podrá recibir regalías de Spotify.

Mientras que Márquez no podrá entablar ninguna relación comercial con compañías norteamericanas como: la escuela de Futbol Rafael Márquez, el Grupo Deportivo Márquez Pardo, el Grupo Deportivo Alvaner, la Fundación Futbol y Corazón, el Grupo Terapéutico Hormalral, Grupo Terapéutico de Puerto Vallarta entre otros.

(Con información de El Universal)