Toda vez que el panorama con el que cerrará la industria de la construcción en Puebla no es de lo más alentador, tomando en cuenta que de acuerdo a estimaciones de Inegi existe una disminución en la productividad que va del 37 al 44 por ciento en la ejecución de obras hidráulicas, comunicaciones y transporte, la participación de empresas poblanas en la reconstrucción de zonas afectadas por el sismo, aligerará de alguna manera esta tendencia.

José Antonio Hernández González, presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, dio a conocer que son aproximadamente 30 empresas poblanas adheridas a CMIC, las que participan en la reconstrucción y mejora de escuelas, hospitales e inmuebles históricos afectados por el sismo del 19 de septiembre.

El representante empresarial, confió en que para el próximo año, las contingencias de los sismos incidirán para apoyar a la industria de la construcción y ello se refleje en un  crecimiento económico y adelantó que por el momento la CMIC impulsa diversos proyectos estatales, regionales y a nivel federal.

Hernández González precisó por último que las empresas están trabajando directamente con el Comité Administrador Poblano para la Construcción de Espacios Educativos (Capcee), la Secretaría de Salud y la Gerencia del Centro Histórico.